sábado, 18 de mayo de 2013

EUROVISIÓN, O COMO PASAR UNA NOCHE DE RISAS

En los últimos años, mis amigas y yo hemos creado una fiesta tradicional en nuestro calendario anual: "El día de Eurovisión". Sí, mis estimados lectores, año tras año, nos reunimos para cenar, beber echarnos unas risas malvadillas a costa de las múltiples horteradas que atentan a nuestra retina en el fetival europeo de la canción. Es el día favorito de La Insoportable, pues todo el mundo está más que dispuesto a recibir con agrado su sarcasmo y mala leche habitual.
Dicho lo dicho, me despido. ¡Falta poco para las nueve!

2 comentarios:

Mar López dijo...

Estuvo bien pero el año pasado fué más divertido, este año han sido muy comedidos en el vestuario y puesta en escena. Y encima quedamos penúltimos, un desastre.

Alegoria dijo...

Totalmente de acuerdo. Eurovisión sin sus frikadas no es nada.